Los efectos que la contaminación tiene sobre la salud comenzaron a investigarse a partir de los años 50 debido a una situación similar a la que vive Madrid a finales del año 2016, a pesar de que los niveles de contaminación son mucho menores.

Debido una inversión térmica, los niveles de dióxido de sulfuro y otras partículas en suspensión se dispararon sobre la ciudad de Londres. De esta manera, los médicos comenzaron a notar que los ingresos a los hospitales por enfermedades cardiovasculares y respiratorias aumentaron vez tras vez.

Consecuencias de la contaminación en la salud

Algunas de las consecuencias de la contaminación en la salud son las crisis de asma, las exacerbaciones de la Enfermedad Pulmonar Obstructiva Crónica (EPOC), los infartos y algunas otras enfermedades pulmonares y del corazón.

Cabe mencionar que la mala calidad del aire afecta la salud humana de una manera crónica. Uno de los efectos principales que se detectan en la ciencia por motivo de la exposición a largo plazo son los problemas en el sistema cognitivo de los niños, el bajo peso que ellos tienen al momento de nacer y la aparición del asma. También se observan cáncer de pulmón, problemas de fertilidad y enfermedades cardiovasculares.

Los niveles de contaminación pueden variar de un lugar a otro, dependiendo de la intensidad del tráfico, de las condiciones del clima y del tipo de vehículo.

Una cosa sí es cierta, mientras menor sea el nivel de contaminación, menor son los efectos sobre la salud de los ciudadanos. Uno de los más sonados ejemplos es el de los Juegos Olímpicos de los años 90 en Pekín. En dicho período se redujo de manera drástica la contaminación urbana, logrando que las enfermedades respiratorias y cardiovasculares de los ciudadanos disminuyeran de manera considerable.

Dejar respuesta